Cuando tu bebé llega a casa, comienza una aventura que va desde los primeros gestos y muestras de afecto entre tu pequeño y sus cuidadores, hasta sus primeras palabras y el anhelado día en el que camine y juegue por su cuenta. Todos estos logros son hitos del desarrollo que te indican cómo crece y progresa tu hijo.

Entre los 8 y los 12 meses de vida, notarás que tu bebé se mueve cada vez más, algo que será un reto tanto para ti como él. La capacidad de trasladarse de un lado a otro por su cuenta, le dará a tu bebé una sensación de control e independencia totalmente nueva.

Ahora bien, los indicadores de desarrollo no solo se centran en las capacidades físicas, sino que también se refieren a la evolución de las habilidades lingüísticas, socioemocionales y cognitivas de los niños.

A continuación te hablaremos de algunos de los hitos del desarrollo que podrás comenzar a observar en tu hijo a partir de los 12 meses. Recuerda que cada pequeño se desarrolla a su propio ritmo, por lo que no es necesario que te preocupes por la edad exacta en la que tu pequeño alcance cada uno de los indicadores que mencionaremos.

1. Área física

En cuanto al desarrollo físico, tu pequeño quizá comience a trasladar objetos pequeños, por ejemplo cereal, de un recipiente a otro utilizando su dedo índice y pulgar. También, es posible que empiece a subir escalones gateando, detenga una pelota que rueda hacia él usando sus manos y cuerpo, pase de estar de pie a la posición de cuclillas, y mantenga el equilibrio al jugar de pie.

Cada nueva habilidad adquirida requiere de equilibrio, coordinación, planeación motriz y atención. Aunque algunas de las habilidades físicas, como caminar o correr, puedan parecerte intuitivas, toma en cuenta que requieren de un conjunto de habilidades físicas muy complejas.

Para impulsar a tu pequeño a alcanzar los hitos del desarrollo de esta etapa, jueguen con bloques o con otro tipo de objetos que animen a tu hijo a usar sus manos. Otra alternativa es que escondas artículos pequeños y le pidas que los encuentre. Empujar objetos como un vagón o un carrito para niños también puede ser de gran ayuda.

Crea espacios seguros para que tu bebé pueda explorar. Cuida que los productos de limpieza, jardinería, medicinas, cuidados del auto, entre otras cosas, estén bajo llave y cierra las puertas.

2. Área lingüística

En los hitos del desarrollo de esta área, tal vez notes que tu bebé ya entiende frases compuestas por tres palabras (por ejemplo, «dame la cuchara»), te da un objeto cuando se lo pides, intenta imitar las palabras que dices y repite la sílaba que ha dicho alguien más.

descarga_kineduPowered by Rock Convert

Los niños aprenden a hablar por medio de la imitación. En realidad, no es necesario que le enseñes a tu hijo cada palabra, sino que le hables regularmente para apoyar su aprendizaje. Si nombras a las personas y cosas que están en presencia de tu hijo, poco a poco asociará esas palabras con el individuo u objeto que le corresponde.

Otra actividad que fomenta el desarrollo lingüístico entre los 12 y los 24 meses es exponer a tu niño a canciones infantiles, pues le ayudarán a ampliar su vocabulario y a comenzar a entender algunas frases.

La mayoría de los niños empiezan a pronunciar palabras con significado entre los 11 y los 16 meses de edad. Si de los 12 a los 18 meses tu pequeño aún no habla, pero utiliza otras formas de comunicación, como usar gestos y señalar cosas, ¡no te preocupes! En esta etapa de su vida, esto es tan válido como el lenguaje.

3. Área socioemocional

Es común que cuando se habla de hitos del desarrollo, lo primero que viene a la mente de los padres son las habilidades físicas. Sin embargo, las competencias sociales son igualmente importantes, pues se relacionan con la capacidad de los pequeños para adaptarse en la escuela, establecer relaciones personales afectivas y duraderas, y tener un bienestar emocional.

A los 12 meses, algunos de los indicadores que podrías notar en tu hijo es que extiende el brazo o la pierna para ayudarte cuando lo estás vistiendo, actúa con timidez en presencia de extraños y comienza a tener cosas y personas preferidas.

Para fomentar su desarrollo, es importante que le des tiempo para acostumbrarse a personas nuevas y que tenga un juguete o muñeco que lo haga sentir cómodo cuando esté al cuidado de alguien desconocido. Además, trata de alentar sus comportamientos positivos y felicítalo y abrázalo cuando se porte bien.

4. Área cognitiva

Esta área incluye un conjunto de procesos mentales como el pensamiento abstracto, la memoria, la resolución de problemas y la atención. En resumen, habilidades que le permiten a tu pequeño tener una mayor compresión del mundo que lo rodea.

En su primer año, es posible que tu hijo comprenda que la gente y las cosas siguen existiendo, aún cuando no las pueda ver o tocar. Esto significa que tu bebé comprende la permanencia de los objetos y los individuos. Para impulsar esta competencia, una excelente idea es jugar a las escondidas con tu niño.

Otro de los indicadores cognitivos más representativos de esta edad es que tu bebé quizá comience a imitar acciones simples y entienda cómo utilizar algunos objetos de manera adecuada después de ver a un adulto usarlos. Por ejemplo, sabrá que los teléfonos se colocan contra la oreja y luego se habla.

Estos son algunos de los hitos del desarrollo que tu pequeño alcanzará a partir de que cumpla 12 meses de edad. Aunque cada niño va a su ritmo, no olvides consultar con tu pediatra todas las dudas que tengas sobre el desarrollo de tu pequeño en las distintas áreas que mencionamos.

¿Te gustaría conocer más sobre cada una de las etapas de desarrollo de tu niño? ¡Descarga Kinedu! Esta aplicación te permite profundizar en los indicadores de tu pequeño según su edad y te propone actividades para estimularlo en todas las áreas del desarrollo.