El desarrollo motriz es un dominio derivado del área de desarrollo físico. ¡Busca el resto de los artículos para esta área!

Las habilidades motrices, como todo, mejoran con práctica. Y para que tu bebé se vuelva una experta en lo motriz, necesitará ejercer sus pequeños músculos y coordinar sus movimientos en cualquier oportunidad que tenga. En sus primeros meses, estas oportunidades se manifestarán cuando que tu bebé pase suficiente tiempo boca abajo durante el día. Esto ayudará a fortalecer los músculos de la parte superior del cuerpo. También tendrá que pasar tiempo boca arriba, ya que en esos momentos, tu bebé podrá comenzar a levantar la cabeza, aunque sea por un segundo, y a voltear su cabeza de lado a lado. Prueba su reflejo de prensión al poner tu dedo sobre su mano, ¡verás que inmediatamente cerrará los dedos para sujetarlo!

Observa cómo tu bebé comienza a detener su cabeza cuando la mantienes en posición sentada. En poco tiempo, podrá sentarse solita y tendrá más control sobre los movimientos de su cabeza para el mes cuatro. ¡Estar sentada también le permitirá practicar el equilibrio que necesitará para balancearse y coordinarse cuando este lista para caminar! Para prepararla aún más para este gran paso, detenla por debajo de sus brazos como si estuviera parada. Así podrá fortalecer sus piernas y comenzar a poner algo de su peso sobre ellas.

En su quinto mes, tu bebé podría empezar voltearse de la posición boca abajo a boca arriba, ¡aunque es totalmente normal que no pueda regresar a su posición original! El gateo es otro hito muy emocionante y es muy útil para que tu bebé comience a explorar sus alrededores y a mejorar su percepción espacial. Si todavía no has preparado tu hogar para un bebé activo, ¡ahora es el momento! Tu bebé será más cada vez móvil y activa y en unos meses podría empezar a pararse con algún mueble o sujetándose las barritas de su cuna. ¡Incluso podría dar su primer paso! Asegúrate de capturar el momento, de seguro será uno de tus mejores recuerdos.

Recuerda que cada bebé se desarrollo a su propio ritmo. Estas son solamente pautas para el desarrollo y de ninguna manera son definitivas. No compares a tu bebé con otros bebés, ¡solamente contra ella misma! Lo que sí puedes hacer es proporcionar oportunidades para que tu hija practique y mejore su coordinación ojo-mano a través de actividades como tirar y atrapar una pelota, nadar o dibujar.

Kinedu te sugiere actividades que trabajan el área motriz de tu bebé y hace de cada interacción una oportunidad de aprendizaje. Aquí te presentamos un video que trabaja el área motriz. La actividad se recomienda para bebés de 7 a 9 meses de edad ¡Esperemos que la disfruten!

descarga_kineduPowered by Rock Convert