Como mamá probablemente has escuchado todo tipo de situaciones aterradoras que una madre se enfrenta con su pequeño día con día. Pero la verdad es que después de todo el caos, ¡ser madre es lo mejor que te ha sucedido! Nunca pensaste que podrías amar tanto a tu bebé e incluso que esa pequeña persona te ayudará a ser mejor persona tú misma. ¡Ser madre es simplemente increíble!

 

En Kinedu hemos enlistado unas cuantas razones por lo cual ser mamá es increíble:

  1.  Te has vuelto más empática. Probablemente ahora cada vez que ves a una madre con su bebé recién nacido llorando eres capaz de recordar aquellos días donde tú también te encontrabas en esa situación. Por lo que en vez de sentir desesperación, ¡ahora eres capaz de sentir empatía por aquella mamá! La maternidad te ha dado la capacidad de ponerte en los zapatos de otros padres, y apreciar el gran trabajo que hacen. Ser madre te ha dado una nueva perspectiva y ha fortalecido tu compasión.
  1. Te has vuelto mega productiva. ¿Recuerdas esos días lejanos donde no tenías nada que hacer? Con la llegada de tu pequeño ahora tienes un millón de cosas en tu lista de pendientes, ¡pero ahora como mamá te has vuelto una experta en la eficiencia! Probablemente tienes una rutina establecida para hoy… ¡la cual has planeado con una semana de anticipación! y esas horas de siesta diaria se han vuelto una gloria y las aprovechas al máximo. ¡Ahora con esta asombrosa habilidad de poder hacer todo en un día ya nada te es imposible!
  1. Has hecho más amigas. Probablemente pensaste que después de estudiar sería muy difícil encontrar aquellas grandes amigas. Pero como mamá comienzas a hacer nuevas amigas por todos lados, desde tu clase de parto hasta en la escuela de tu pequeño. Es probable que no tengan algunas cosas en común, pero lo que las unirá más será la experiencia de ser madre y aprenderán mucho de cada una.

  1. Te has vuelto más sensible. Antes de ser mamá tal vez te resultaba difícil llorar por cualquier cosa, pero ahora la maternidad te ha vuelto “más sensible”, cualquier película e incluso una nota linda te hará llorar. Pero no te preocupes, simplemente has descubierto que tu amor por la gente puede ser muy muy grande, tanto que incluso te será difícil hasta ponerlo en palabras.
  1. Ahora puedes hacer todo. Probablemente antes de que tu pequeño llegara pedías que te ayudaran hacer o a mover algunas cosas. Pero ahora que eres mamá ¡ya nada te es imposible! Nunca pensaste poder hacer ciertas cosas (como cambiar un pañal), pero ahora todo se ha vuelto más sencillo e incluso parte de tu vida diaria. Sin pensarlo te has vuelto más fuerte, ágil y aun más inteligente, realmente convirtiéndote en una súper mujer o más bien ¡en una Súper Mamá!

 

descarga_kineduPowered by Rock Convert

¡Nos encantaría saber tu opinión! Platícanos qué es lo que más te gusta de ser mamá en los comentarios de abajo.