Asfixiarse es una emergencia que pone en peligro la vida de tu bebé. Por eso mantener la calma en esta situación será esencial, ¡y la mejor manera de asegurarse de que así sea es saber qué hacer!

Esperamos que nunca te encuentres en la situación de tener que darle primeros auxilios a tu pequeño, ¡pero ya sabes que los bebés tienden llevarse todo a la boca! Esto es una parte esencial de su desarrollo y una forma de explorar su alrededor, sin embargo esto también puede ponerlos en un mayor riesgo de asfixiarse. A esta edad, los bebés pueden ahogarse con los alimentos, juguetes pequeños o quedarse enredados en cordones de cortinas, ¡así que siempre hay que estar al pendiente!

Te damos algunos consejos y pasos que puedes seguir por si llegas a encontrarte en una situación en la cual tu bebé tenga alguna obstrucción en su vía aérea.

¿Cómo saber si tu bebe se está asfixiando?

Mantente alerta a las señales. Algo puede estar obstruyendo la vía aérea de tu bebé si…

  • De pronto no puede llorar o toser.
  • Hace ruidos extraños o no puede hablar al abrir la boca.
  • Su piel se vuelve roja o azul.

¿Qué hacer si tu bebé se está asfixiando?

  • Si tu bebé está tosiendo o tratando de vomitar, significa que su vía aérea está bloqueada parcialmente. Si ese es el caso, deja que continúe tosiendo. Esta será la forma más efectiva de liberar el bloqueo.
  • Si tu bebé está consciente pero no puede toser, llorar o respirar, y  crees que tiene algo atrapado en su vía aérea, normalmente se recomiendan estos PASOS:
  1. Pon a tu bebé boca abajo sobre tu antebrazo; si no puedes manejar esta posición apóyalo en tu regazo.
  2. Apoya su cabeza colocando tu mano alrededor de su mandíbula, puedes utilizar  tu muslo como apoyo.
  3. Utiliza el talón de tu mano libre para darle cinco golpes rápidos en la espalda, entre sus omóplatos.
  4. Si el objeto aun permanece atascado en su vía aérea, voltea a tu bebé boca arriba, usando tu muslo o tu regazo para apoyarte. Después, apoya su cabeza con tu mano de manera que esté a nivel inferior que su pecho. Con tu mano libre coloca dos dedos en centro de su esternón (sobre la línea imaginaria que cruza su pecho entre sus pezones) y dale cinco comprensiones rápidas.
  5. Repite los golpes de la espalda y compresiones en el pecho hasta que el objeto que obstruye sus vía aérea sea visible y puedas sacarlo cuidadosamente.

Hagas lo que hagas, no intentes quitar la obstrucción metiendo tu mano en su garganta. Esto puede hacer que el objeto se aloje más profundamente e inclusive puedes llegar a dañar la garganta de tu bebé. Si tu pequeño no puede toser el objeto, pídele a alguien que contacte a los paramédicos o que llame al número de emergencias. Mientras tanto, continúa el proceso con golpes en la espalda y compresiones en el pecho. Si tu bebé pierde la conciencia, es posible que necesites realizar RCP modificado para bebés.

¡Siempre es buena idea saber más acerca de primeros auxilios y RCP! Para encontrar una clase en tu área, visite el sitio web de la Cruz roja o llama al (01 800 RED-CROSS).

¡No olviden dejar tus comentarios!

*Este articulo no pretende ser tomado como consejo médico, sino como información que puede ser de ayuda en caso de emergencia. En caso de una emergencia, llame siempre a un médico y a los servicios de emergencias.

Powered by Rock Convert