¡Ejercitarte te ayuda en el parto!

Además de aumentar tus niveles de energía, ayudarte a despejarte y a lidiar con los cambios de humor tan comunes en el embarazo, hacer ejercicio te ayudará al momento del parto. Las buenas noticias son que puedes aprovechar estos beneficios ya seas una adicta al ejercicio o alguien que no tiene ni un par de tenis para correr. Puedes pasar los próximos nueve meses ejercitándote de acuerdo a tu condición física y beneficiarte de todo tu esfuerzo el día que nazca tu bebé.

Si aún no lo sabes o no te hayas hecho a la idea todavía, el parto es una labor difícil y muy demandante. Las mujeres embarazadas que se mantienen en forma y tienen músculos fuertes suelen tener partos más cortos y «sencillos». Hacer ejercicio y tener un estilo de vida activo retará constantemente tu resistencia y, sin que lo notes, te preparará para el momento de pujar. Si trabajas los músculos correctos, reducirás en gran medida el riesgo de desgarres y complicaciones durante el parto. La teoría dice que si puedes relajar a voluntad los músculos del suelo pélvico (si los has fortalecido desde antes) puedes ayudarle a tu bebé a nacer.

Hay varios ejercicios que puedes incluir en tu rutina y sacarles el mejor provecho:
• Sentadillas
• Estiramiento de vaca-gato (colócate sobre tus rodillas y manos, arquea la espalda y mira hacia arriba, luego encórvate y mira hacia abajo)
• Sentarte en mariposa (juntando las plantas de los pies)
• Sentarte en el aire apoyando la espalda contra la pared
• Ejercicios de Kegel
• Secuencias de yoga

La mayoría de estos ejercicios sirven para fortalecer los músculos del suelo pélvico que rodean al recto, la vagina, la vejiga y la uretra. Si trabajas esta zona, prepararás a tu cuerpo para el trabajo de parto y evitarás tener pérdidas pequeñas de orina durante o después del embarazo. Las secuencias de yoga, por su parte, te enseñarán a controlar tu respiración y a utilizar técnicas de manejo del dolor que potenciarán tu resistencia y concentración durante el trabajo de parto.

¡Pruébalos e inclúyelos en tu rutina de ejercicio! Prepara tu mente y cuerpo para darle la bienvenida a tu bebé sin ningún contratiempo y no olvides disfrutar de la experiencia.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *
You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>