All posts by Maria

No está escrito en piedra: cómo el ambiente afecta al desarrollo

El ambiente en el que está inmerso tu bebé no solo es crucial para su memoria y aprendizaje, ¡sino que también modifica sus genes incluso desde antes de nacer! Es muy probable que ya hayas escuchado hablar del debate de naturaleza vs crianza o de aquel que enfrenta al determinismo de la genética contra los factores ambientales.

Este tema es de gran interés para nuestra generación porque, hace apenas una década, todo el mundo sabía que el perfil genético individual de cada persona la predisponía a ciertas cosas. Esta idea nos hizo creer que el temperamento o la resiliencia cognitiva eran tan definitivos como nuestro color de ojos. Hoy, muchas investigaciones que estudian cómo el ambiente moldea el desarrollo han demostrado que esta relación es mucho más compleja.

Continue reading

Desarrollando el cerebro de mi bebé a través de interacciones

Los bebés llegan al mundo siendo completamente dependientes de sus padres o cuidadores. Durante sus primeros años de vida, tanto su cerebro como su cuerpo necesitan de la receptividad y de las interacciones con los adultos que los rodean. El doctor Jack Shonkoff, experto de Harvard, llama a estos momentos críticos “interacciones de servir y devolver”; es decir, el niño hace algo y el adulto responde (y viceversa). Él explica que estos intercambios significan que tú y tu hijo o hija viven en armonía y pueden explorar juntos tanto el mundo real como sus mundos interiores.

El Dr. Shonkoff calcula que cada segundo se forman más de un millón de nuevas conexiones neuronales. Por lo tanto, la combinación de los genes de tu bebé, tus cuidados y las interacciones de calidad que tengas con él o ella contribuirán a construir su arquitectura cerebral una interacción a la vez.

Continue reading

Desarrollando las habilidades sociales para ir al cine o a un espectáculo

Tu pequeño te ha estado insistiendo de que quiere ver la película que se acaba de estrenar y, aunque sabes que le encantan los personajes, no estás segura si tu hijo podrá quedarse quieto durante toda la película. Tal vez te entre la duda de si sea muy pronto para ir a ver una obra de teatro o un espectáculo en vivo con él. Nuestros expertos lanzan un poco de luz sobre este tema.

Muchos psicólogos infantiles y padres creen que de los 2 a los 4 años es buena edad para comenzar a llevar a los niños al cine o al teatro, siempre y cuando la película o el espectáculo sean aptos para su edad. Sin embargo, qué tan listo esté tu hijo para ir al cine dependerá de su personalidad y conducta. Así que, como siempre, recuerda no adelantarte ni presionar a tu hijo solo porque escuchaste que otro niño de 2 años pudo quedarse sentado durante 120 minutos y disfrutar de una película. Hay algunos niños que pueden hacerlo y otros que no.

Para ayudarte a decidir si está listo o no, toma en consideración lo siguiente:

  • La capacidad de tu hijo para sentarse por más de 30 minutos y estar tranquilo.
  • Los periodos de atención habituales de tu pequeño.
  • Su tolerancia por el ruido, los lugares oscuros y los sonidos fuertes. Esto puede ser agobiante para los niños que no están acostumbrados o no les interesan estas actividades.
  • Según el libro de Brenda Nixon, The Birth to Five Book (El libro del nacimiento a los cinco años): «Cualquier sonido que registre más de 90 decibeles es dañino para el oído de los niños» y algunas películas llegan a registrar hasta 130 decibeles.

Cómo hacer que la experiencia sea placentera para todos (tanto para ti y tu hijo, como para la gente que está en la sala):

  • Siempre escoge algún espectáculo o película apta para niños. Tendrás una mejor experiencia si vas a una función temprano o a un show para niños en vez de ir a la ópera o al ballet. Tanto tu hijo como el resto del público te agradecerán que lo dejes con una niñera mientras ves esa película dramática con tu pareja.
  • Conocimiento es poder. Aunque la película o el espectáculo sean para niños, revisa de qué se trata con anticipación y hazte una idea de lo que puede aparecer (luces brillantes, escenas de acción, música muy fuerte, etc.). Compara esas cosas con lo que sabes que tolera y le gusta a tu hijo.
  • Explícale que el cine y el teatro son lugares donde hay que estar callado. Este concepto puede ser complicado de entender para un niño pequeño; la clave está en ser comprensiva pero disciplinada sobre esto con tu hijo. Ayúdalo a entender que son lugares donde se puede divertir mucho solo viendo y escuchando, que se puede reír y preguntarte cosas, pero en voz baja para no molestar a los demás.
    • Siéntate cerca de la salida y no muy cerca de la pantalla. De este modo, será menos complicado salir de improviso o llevar a tu hijo al baño.

Todos los niños pasan por una curva de aprendizaje cuando comienzan a compartir espacios con otras personas. Actividades como ir al cine o al parque son buenas oportunidades para divertirse y aprender a controlar sus impulsos, a retrasar la satisfacción y a pensar en lo que sienten las otras personas. Aunque parezca algo insignificante, ¡conquistar estas salidas cotidianas ayudará a tu pequeño a desarrollar sus habilidades socioafectivas!

Comunicarte de forma enriquecedora con tu hija de prescolar

Según la Academia Americana de Pediatría, los niños alcanzan importantes hitos del desarrollo comunicativo entre los 24 y 48 meses de edad. Esto significa que lo que tu hija entiende y la complejidad de lo que expresa se desarrolla de manera exponencial.

La comunicación no solo es importante para el desarrollo del lenguaje, si no para las habilidades socio-afectivas de los niños. La comunicación positiva y efectiva sentarán las bases con las que establecerán y repararán sus relaciones interpersonales. Continue reading

Todo está relacionado: El vínculo entre la interacción social y caminar

Cuando hablamos de cualquier aspecto de la experiencia humana tendemos a organizarla en áreas y en partes específicas dependiendo de sus características. Esto es muy común en la psicología del desarrollo, pero el hecho de dividir el desarrollo de la infancia temprana en áreas y habilidades no significa que éstas no estén entrelazadas, conectadas o que dependan unas de otras.

Algunas conexiones entre las habilidades del desarrollo son bastante obvias, como la relación que existe entre la capacidad del habla y de la comunicación de deseos y necesidades con la inteligencia emocional. Después de todo, la vida es más sencilla cuando podemos expresarnos e interactuar con los demás. Sin embargo, hay otras asociaciones que pueden sorprendernos, como el vincular las habilidades motrices con aspectos del desarrollo cognitivo y social de los niños.

Por ejemplo, investigadores del Departamento de Psicología del Colegio Whitman descubrieron que caminar independientemente es un hito de desarrollo muy importante para la conducta social de un niño. De hecho, el efecto de los primeros pasos independientes es igual de importante que el haber aprendido a gatear. En 2010 publicaron los resultados de su investigación en un artículo titulado «Aprender a caminar modifica las interacciones sociales de los niños» en la revista Infant Behavior and Development (Desarrollo y conducta infantil). Hicieron un experimento en el que compararon las conductas sociales de niños de 2 y 3 años y las relacionaron con cada edad. Contrastaron la frecuencia y la complejidad de las interacciones de los niños que ya caminaban por su cuenta, con aquellos que gateaban y caminaban usando una andadera. Descubrieron que los niños que sabían caminar solos pasaban más tiempo interactuando con sus cuidadores y con los juguetes que estaban disponibles, además de vocalizar y gesticular más que los niños que usaban andadera. En otro experimento, los investigadores monitorearon la conducta social de los niños a través del tiempo, desde que aprendían a gatear hasta que caminaban sin usar soportes. Los resultados mostraron que, independientemente de la edad, la caminata independiente incrementaba la frecuencia y la sofisticación de las interacciones con las madres, como por ejemplo cuando dirigían la atención de ésta hacia un objeto en particular.

Tal vez te haya sorprendido esta relación entre las habilidades sociales de tu hijo y su desarrollo motriz, pero ¿acaso no todos los niños son una caja de monerías llena de sorpresas?

Más cerca de ti: Introducción al porteo

Es probable que hayas escuchado hablar del porteo, mochilas para bebes, o fulares. Si quisieras sabes más sobre portear pero no sabes por dónde empezar, no te preocupes, nosotros nos hemos dado a la tarea de recopilar la información más importante que necesitas conocer sobre el porteo en caso de que te interese para tu bebé.

Según la ONG Babywear International, el porteo se refiere a un sistema de cargar a nuestro bebé cerca del pecho con ayuda de un fular o estructura suave, de manera que permite sostenerlo de forma segura y cómoda mientras se mantienen los brazos libres. Este método de transportar a un bebé es en realidad una practica antigua que ha funcionado durante  cientos de generaciones para algunas culturas tradicionales en lugares como México, Perú, Indonesia, etc. Actualmente puedes encontrar con facilidad una amplia variedad de fulares y herramientas de porteo, hay un estilo para cada presupuesto y gusto, y tu porta-bebé puede ser tan funcional como atractivo.

A continuación señalamos varios aspectos positivos sobre el porteo, así como algunas consideraciones acerca de su implementación:

Beneficios

  • Combina los beneficios de cargar a tu bebé con los de mantener tus brazos libres, permitiéndote por ejemplo tomar caminatas con tu hijo o hija sin la necesitad de cargar con una carriola Continue reading